Baldur’s Gate: Dark Alliance todavía no saldrá en Nintendo Switch

14 de junio 2021
Imagen Baldur’s Gate: Dark Alliance todavía no saldrá en Nintendo Switch

Cuesta creer que un videojuego tan esperado haya podido recibir malas críticas, aunque no es por la calidad del título en sí, ni mucho menos. Nos referimos a Baldur’s Gate: Dark Alliance, una remasterización de un auténtico clasicazo que, debido a su antigüedad, en pleno 2021 no se veía demasiado bien.

El primer aspecto negativo guarda relación con el precio. Según muchos gamers, se trata de una cifra excesiva teniendo en cuenta lo que consideran ser “un simple port”. Lo cierto es que, más allá de incrementar la resolución para adaptarlo a los dispositivos actuales, no se ha introducido ninguna otra mejora.

Black Isle Studios no dudó en hacerse cargo de un proyecto que finalmente vio la luz el viernes 7 de mayo. Lo hizo en Xbox One y PlayStation 4. Tal como estaba previsto, la tienda digital de Nintendo Switch también ofrecería este título, pero algo salió mal.

Sin comunicado de ningún tipo por parte de la compañía, los usuarios se enteraron por sus propios medios de que Baldur’s Gate: Dark Alliance no estaba disponible. Algunos gamers creían que el problema era de su conexión o de la propia híbrida de Nintendo, pero hubo que esperar varias horas para que el estudio desarrollador saliera a dar la cara.

Nos vemos obligados a retrasar varios días el título por un problema que no pudimos prever”. Tal como era de esperar, estas palabras publicadas en Twitter fueron acompañadas por un mensaje de disculpa. El objetivo era claro: perder la mínima cantidad posible de ventas, aunque el daño ya estaba hecho.

A un precio alto y a la falta de mejoras evidentes se sumó un lanzamiento desastroso en Nintendo Switch. Es innegable que muchos jugadores veían a la híbrida como la consola ideal para volver a disfrutar de este juegazo que tan buenas críticas generó en su lanzamiento original. Sin embargo, la frustración ha dado pie a que se lo compren para otra plataforma o incluso desistan de la adquisición.

Algo similar sucedió en su momento con Dark Souls: Remastered. El título no solo funcionaba peor en comparación con las versiones de PS4 y Xbox One, sino que a su vez tardó más en salir. Ello se tradujo en que se resintieran enormemente las ventas de Nintendo Switch, lo cual también está sucediendo con la versión híbrida de la remasterización de este Baldur’s Gate.

¿Afectará este retraso al lanzamiento del nuevo Dungeons & Dragons?

Todo iba a salir a pedir de boca: primero se lanzaría el remaster de la popularísima saga y, unos meses después, saldría Dungeons & Dragons: Dark Alliance, considerado por los fans y por la propia desarrolladora -Tuque Games- como un sucesor espiritual. Pero el plan ha fallado en lo referente a Nintendo Switch.

Sin saber cuál es la causa exacta del retraso ni la fecha definitiva de lanzamiento, algunos fans de ambas franquicias están viendo reducido su nivel de hype. Por ende, es probable que si no se soluciona en pocos días, esta situación termine pasándole factura al nuevo y esperado título de Dungeons & Dragons.