Misiones secundarias del tercer acto (Ruta de Roche). Lirios y viboras (testigo de la corona) - The Witcher 2: Assassins Of Kings para PC y X360

13 de junio 2012
Imagen Misiones secundarias del tercer acto (Ruta de Roche). Lirios y viboras (testigo de la corona) - The Witcher 2: Assassins Of Kings

Misiones secundarias del tercer acto (Ruta de Roche). Lirios y víboras (testigo de la corona).

En el transcurso del tercer acto hay una serie de misiones secundarias que serán comunes a la ruta de Roche y a la ruta de Iorveth, habrá otras que serán específicas de cada ruta, comenzaremos con estas y dentro de ellas estará la que vamos a explicar a continuación.

Cuando salgamos de hablar con el rey nos abordará una señora amiga de Roche, se trata de una doncella a la que se le asignó la custodia de los herederos al trono de Temeria, pero un asalto al convoy derivó en el secuestro de los niños, parece que hay una conspiración tras este asunto y podremos ayudar a desentrañarlo. Para ello tendremos que ayudarla a escapar de la ciudad, podremos acceder a hacerlo de inmediato o quedar con ella a las puertas para realizar la tarea después.

Cuando accedamos a la misión deberemos ir lo mas ligeros posibles de inventario, vamos a encontrar numerosos items en la aventura y, si queremos llevárnoslos todos deberemos dejar hueco para no tener que ir despacio a la vuelta.

Acompañaremos a Brígida mientras que charlamos con ella (No te separes porque si lo haces la misión se dará por fallida), al final llegaremos al lecho de un rio y tendremos que enfrentarnos a numerosos enemigos, tanto humanos como mágicos. El desarrollo de la misión, así como los diálogos y enfrentamientos se sucederán sin demasiados contratiempos, hasta que lleguemos junto a la barca en la que nuestra amiga se disponía a huir, en ese momento aparecerá un hechicero junto a unos soldados que nos pondrán las cosas muy crudas.

Cuando consigamos vencerlos a todos, nuestra amiga nos contará la verdad de sus razones para huir, una conspiración urdida para secuestrar a los niños que custodiaba amenazaba con perjudicarla seriamente.

A partir de ese momento podremos desvelar toda la trama urdida por Kimbolt y Maravel y conocer donde se encuentran los niños, así que vamos a poner manos a la obra. Antes de esto hay que regresar, si quieres conocer algo mas de la vida de la región te recomendamos una visita a las cuevas que hay por los alrededores, una caravana dentro de una de ellas y los documentos que hay en ella nos relatarán la historia de unos tipos que se convierten en lobos. Tras esto solo nos quedará regresar a la ciudad.

Cuando volvamos tendremos que tomar una primera decisión, una carta entregada por Brígida vincula directamente a Kimbolt en la trama, con ella podremos hacer dos cosas:

Acusar a Kimbolt ante Jhon Natalis (NO recomendado) usando como prueba la carta firmada de su puño y letra.

Acudir a Kimbolt para pedirle explicaciones sobre el tema (ALTAMENTE recomendado). Nos negará todo el asunto y nos dirá que su escriba puede examinar la carta para autentificarla.

En esta segunda opción seguiremos para acudir junto al escriba, no nos fiamos demasiado de él y la verdad es que esto poco importa porque estará tan borracho que no puede hacer nada. Tendremos que autentificarla por nuestros propios medios. Para ello habrá que usar sus artilugios y prestar atención a lo que dice en su delirio etílico. Hay que ser muy exhaustivo consultando sus notas y escuchando lo que dice para encontrar el orden correcto de operaciones que hay que realizar para que la prueba sea válida.

Las operaciones correctas son:

Añadir cal quemada.

Añadir agua.

Añadir guano de cormorán.

Calentar el frasco.

Sacarle el gas y añadir mas agua.

La carta aparecerá en color naranja, prueba inequívoca de que es falsa. Cuando acudamos a Kimbolt y se lo comentemos nos pedirá que interceptemos una carta del conde Maravel que probará su traición… deberemos aceptar para llegar al fondo de todo esto, si no lo hacemos la misión secundaria terminará en fracaso.