Tactica perimetral e Improvisacion Parte 2 - Call Of Duty: Black Ops (COD BLACK OPS) para PC, PS3 y X360

9 de mayo 2011
Imagen Tactica perimetral e Improvisacion Parte 2 - Call Of Duty: Black Ops (COD BLACK OPS)

Táctica perimetral e Improvisación

Torreta SAM.

La torreta Sam es una de las recompensas por rachas de bajas enemigas más fáciles de evitar. Las únicas acciones preventivas que has de tener tanto tú como los miembros de tu equipo es no usar ninguna recompensa “aérea” mientras la torreta SAM esté activa… una vez tenido esto en cuenta solo te queda encontrar la torreta y eliminarla. Normalmente las torretas SAM se colocan en espacios abiertos, algo que has de tener en cuenta ya que NUNCA estarán desprotegidas, por lo que has de tener especial cuidado en tu aproximación a la torreta, a no ser que te quieras encontrar con un enemigo saliendo desde tu espalda o desde un flanco que no has revisado.

Paquete de Asistencia.

El jugar a ser un ladrón de guante blanco, y no tan blanco, con los paquetes de asistencia es ya todo un clásico en Black Ops. Cuando está a punto de llegar un paquete de asistencia enemigo pueden darse dos situaciones: o bien tienes una recompensa gratis (con un robo de por medio, claro) o puedes apuntarte una baja más a tu racha de bajas. Una vez que oigas el sonido del helicóptero que deja caer el paquete, inmediatamente echa un vistazo a tu mini mapa e intenta seguir la trayectoria del helicóptero y poder inspeccionar la zona de caída del paquete antes de que éste caiga. Si no llegas a tiempo, pero has quedado cerca, una buena estrategia es lanzar un par de granadas a la zona de caída para intentar acabar con un enemigo que haya llegado antes.

Si no has llegado a tiempo y te has quedado bastante alejado de la zona de caída del paquete, no hagas el bruto y avanza con seguridad. Intenta encontrar un lugar seguro desde el que controles el área de caída del paquete (preferentemente un lugar elevado) y espera hasta que tu enemigo aparezca para recoger su “tesoro”… será tan fácil como pescar en un barril.

Grabaciones/Registro de Combates… Estúdialas.

Las grabaciones o registros de combate son una inmensa y detallada historia de toda tu carrera en Black Ops. Y como buen registro, te cuenta absolutamente todo, desde tus victorias, derrotas, muertes a favor y en contra hasta las zonas de mayor actividad en los mapas. De esta manera las grabaciones pueden ser tu mejor aliado, así que más vale que les prestes la atención necesaria y que las revises con regularidad.

Mapas de Combate.

Los mapas de combate pueden ser uno de las herramientas más valiosas para poder estudiar y mejorar tu actuación en el juego. Te muestra las cien últimas partidas que has jugado, concretamente dónde has muerto, y dónde has matado (mediante un punto rojo), de tal manera que si lo estudias detenidamente podrás ver dónde es más pesado el tráfico de enemigos y dónde hay más acción (lugares calientes). Recuerda estas localizaciones para futuras partidas y actúa sabiendo dónde existe mayor posibilidad de presencia hostil o dónde es más fácil obtener premio si sales de caza.

Juegos Recientes.

Al igual que un jugador de ajedrez apunta sus movimientos para poder estudiar sus estrategias, así como donde ha fallado, en “juegos recientes” podrás estudiar tus últimas cien partidas, analizar tus tácticas, tu trabajo en equipo, cómo se han comportado tus enemigos y tus hábitos de combate. Toma nota de tus aciertos, así como de tus errores para poder cambiar tus estrategias en caso de que sea necesario.

Mapa de localización de disparos.

El mapa de localización de disparos te muestra los lugares del cuerpo más “calientes”, es decir los lugares desde a los que más se dispara. En este sentido, la zona de la ingle y el vientre son las más castigadas. Normalmente tu enemigo suele ir en posición agachado o tumbado (y teniendo en cuenta que te dan los mismos puntos por acertar en las piernas que en el pecho), por tanto lo mejor es siempre avanzar con el arma apuntando hacia abajo, lo que te permitirá ganar unos segundos que te pueden suponer la diferencia entre ganar uno más para la racha de bajas o morder el polvo.

Psicología y su aplicación en CoD.

Es muy posible que pienses: “¿Psicología? ¡Menuda frikada!” Sin embargo, te aseguramos que conocer las reacciones de tu enemigo cada vez que dispara, o cada vez que decide avanzar por un lugar u otro te permitirá anticiparte a él en la mayoría de las ocasiones. En este sentido vamos a hacer un breve repaso sobre algunas situaciones y cómo sacar ventaja de ellas.

¿Alguna vez te has preguntado por qué hay jugadores que han sido abatidos por un campero vuelven por la misma zona solo para ser abatidos de nuevo por el mismo campero? ¿O por qué hay jugadores que hacen camper en el mismo lugar partida tras partida, incluso si ese lugar ha hecho que juegue fatal? La respuesta es más o menos sencilla, las personas somos animales de rutina y hábitos. Un jugador juega una partida de una manera y el resto de partidas son pequeñas variaciones de dicha partida (revisa tus grabaciones si no me crees). Esto es precisamente lo primero que has de aprender para sacar provecho de estas situaciones y para mejorar tu juego de tal manera que te transformes en un enemigo imprevisible.

Retrocediendo ante un enemigo.

Estás inspeccionando una zona al principio de una partida y de repente empiezas a recibir disparos por la espalda. Sin embargo, consigues escapar y te ocultas: sabes que tu enemigo te espera y además que no es muy buen tirador porque si lo fuera ahora estarías muerto. ¿Qué hacer?

Para la mayoría de los jugadores la respuesta es escapar, escapar y escapar. Siguiendo este razonamiento, el jugador atrapado intentará buscar un lugar en el que cubrirse por muy pequeño o ineficaz que sea y esperará para emboscar a su perseguidor. Si bien es una estrategia muy válida, es precisamente lo que se espera que hagamos lo que da un punto de anticipación al perseguidor.

Lo creas o no la mejor opción en este tipo de situaciones es ir en busca de tu oponente y enfrentarte directamente a él tan rápido como te sea posible, ya que tan pronto como desaparezcas de la línea de fuego de tu enemigo, él empezará a perseguirte bajando el arma y desplazándose para buscarte, incluso querrá hacerlo deprisa por lo que esprintará casi de inmediato. Con un poco de suerte incluso lanzará una granada hacia tu posición (porque además casi con seguridad será un enemigo que conoce el mapa)… lo único que no se espera es que inmediatamente salgas de nuevo disparando contra él, lo que te da muchas opciones para poder salir victorioso de este tipo de situaciones.

Persiguiendo a un enemigo.

El mismo principio que se ha expuesto en el punto anterior se puede aplicar en este tipo de situaciones. Si persigues a un enemigo hasta un edificio o patio ten en cuenta que a pesar de tener casi todas las posibilidades de éxito, seguro que entre ellas no está que tu enemigo se vuelva y empiece a dispararte, así que ten en cuenta esta opción también y actúa como si tu enemigo fuera a hacerla. Para ello avanza con tu arma preparada y olvídate de las granadas, a no ser que sean estrictamente necesarias.

Si estás haciendo de campero o de francotirador y has conseguido disparar contra un enemigo pero no has conseguido abatirlo, la reacción puede ser un poco diferente. Tu enemigo sabe que estás haciendo de campero, por lo que primero que hará será ponerse a cubierto y recuperar algo de salud, después de esto (más o menos el 90% de las ocasiones) el saldrá de su escondite e intentará acabar contigo. La única variable es si saldrá de su cobertura por el mismo punto por el que entro o intentará dar un rodeo para confundirte lo más posible. Ambas cosas suelen suceder en la misma proporción de ocasiones, por lo que lo único que puedes hacer para sacar ventaja de esta situación es saber qué tipo de jugador es (normalmente un jugador experimentado dará un rodeo para no exponerse, mientras que un novato intentará hacer una carrera heroica saliendo por el lugar más expuesto y llegar a ti cuento antes). Sea como sea, lo que menos se espera es que salgas en busca de tu enemigo para intentar darle caza desde otro punto, ten esto en cuenta.

Cara a cara con un enemigo.

Encontrarse cara a cara con un enemigo es una situación bastante común en Black Ops. En esta situación, ambos sabéis que uno de los dos va a morir y ambos intentaréis que sea al otro al que le pase esto. Hay poco que puedas hacer aquí excepto ser más rápido y preciso que tu enemigo, pero hay unos pocos trucos que puedes usar.

– Permanece en todo momento en movimiento. Por muy tentador que pueda ser quedarse quieto y apuntar cuidadosamente, no lo hagas aunque solo sea un paso lateral hay la derecha o izquierda.

– Intenta usar tu cuchillo táctico, suele ser uno de los métodos más efectivos para salir victorioso en este tipo de situaciones.

Adaptación a la derrota.

Comienzas una partida y empiezas a jugar como normalmente lo haces y después de unos pocos segundos te han destrozado. Después de reaparecer y caminar poco más de diez pasos te vuelven a eliminar… ahora ya estás furioso y vas a empezar a hacer las cosas de manera precipitada y rápida intentando reafirmarte en la partida, lo que hará de ti una presa más fácil que si no estuviese enfadado.

El hecho es que normalmente cuando se comienza jugando mal, casi toda la partida se no va a dar fatal la única manera de evitar esto es intentar a que el juego no te afecte de manera emocional, lo que hará que comiences a jugar como siempre y no dejándote llevar por impulsos que no te dejan ver las cosas claramente.

Si empiezas una partida y te encuentras con esta situación, simplemente cambia totalmente de estrategia. Si eres un corredor, intenta hacer un poco de campero; si tienes equipado una escopeta, cambia por un rifle de asalto; si te han eliminado en el corredor norte, intenta inspeccionar el corredor oeste. Con esta idea en la cabeza (si algo no funciona, cámbialo y hazlo pronto) podrás minimizar los daños de una partida en la que estás jugando mal e incluso transformarla en una de tus mejores partidas.