Analisis - Kinect Sport Rivals

Publicado el 11/04/2014

Uno de los títulos más esperados, no en sí por la sorpresa que puede suponer su jugabilidad sino más bien por ver cómo se comporta el polémico Kinect de Xbox One, ha llegado al mercado y tiene por delante una tarea difícil tarea por delante, que no es otra que justificar precisamente el dispositivo Kinect y el hecho de que se tenga que adquirir necesariamente con la consola. Dejando de lado esta polémica vamos a analizar el título por sus virtudes o la falta de ellas, para intentar dar una visión lo más certera y justa posible.

Como la mayoría de vosotros sabréis Kinect Sports Rivals, es el tercer título de la saga Kinect Sport y es el debut de dicha saga en la presente generación de consolas. Kinect Sports Rivals es como supondréis un título deportivo que nos ofrece distintas pruebas en las que el mando es nuestro propio cuerpo y sus movimientos capturados gracias al periférico Kinect.

Al igual que en sus predecesores, lo primero que deberemos hacer es crear nuestro personaje o avatar, destinado a recrear nuestros movimientos. Para ello lo primero que hace el nuevo kinect es escanear nuestro cuerpo y cara, a través de una serie de instrucciones que tendremos que seguir, dando como resultado un personaje bastante parecido a nosotros mismos, aunque para ser sinceros en ocasiones los parecidos con nuestra apariencia es totalmente anecdótica, por no decir que no se parecen en nada a nosotros (aunque siempre podemos volver a repetir el proceso hasta quedar satisfechos).

El nuevo Kinect, nos ha sorprendido en los primeros momentos tanto para bien como para mal, dejándonos un sabor agridulce. En este sentido, podemos ver como el dispositivo reconoce ciertas expresiones faciales, gestos sutiles, etc… y por otro lado nos encontramos que una vez aprobado nuestro personaje, no podremos cambiar de apariencia y los atuendos que vayamos desbloqueando a no ser que volvamos a pasar por el proceso de crear nuestro personaje.

Una vez metidos en la partida, o lo que es lo mismo, entrando en el terreno jugable, nos encontramos con unos menús y una interfaz bastante clara e intuitiva, además podremos ver toda una serie de tutoriales que nos ayudarán a hacernos con los controles básicos y a familiarizarnos con las pruebas.

De esta manera tan sutil, nos encontramos con la modalidad historia del juego, que básicamente consiste en ir superando pruebas deportivas de manera que una vez superadas, se desbloquean las siguientes pruebas deportivas, mejoras en nuestro personaje, atuendos nuevos, etc… además de poder unirnos a diferentes equipos. Toda la historia está articulada a modo de breves cinemáticas bastante bien resueltas por el motor gráfico y como era de esperar en castellano.

 

Pero no solo tendremos la modalidad historia, sino que también tendremos el modo Kinect Sports Rivals Hub, que básicamente nos va mandando desafíos a la vez que compara nuestros resultados con los obtenidos por nuestros amigos, e incluso nos informa sobre toda una serie de pruebas deportivas paralelas lo que hace que el juego gane en profundidad y vida útil.

 

Las pruebas son bastante variadas, aunque muchas de ellas repiten como es el caso del tenis y los bolos, que por otro lado siguen las mismas mecánicas que en los juegos anteriores. Es decir, intentar dar a la bola cuando el indicador aparezca en pantalla, en el caso del tenis e imitar los movimientos del lanzamiento de la bola de bolos en el segundo. También repite el fútbol, bastante parecido al del primer Kinect Sports, es decir deberemos imitar los pases del balón con nuestros pies, pasando de un jugador a otro hasta que lleguemos al delantero, momento en el que hay que tirar a puerta. Cuando defendemos seremos el portero y tendremos que detener los disparos de los rivales.

 

Pero también hay pruebas nuevas, como son, las carreras de motos de agua, prueba que podremos hacer sentados; la escalada, que por el contrario es muy activa y dinámica (incluso nos hará sudar) en la que tendremos que buscar los puntos de agarre y agarrarnos mientras que intentamos que nuestros rivales no nos tiren o bien intentamos tirarlos; por último, tenemos el tiro, una prueba bastante sencilla, en la que tendremos que apuntar y disparar a las distintas dianas, siendo esta una de las pruebas más tranquilas y menos movidas, por no decir más sosas.

 

Todas las pruebas mencionadas tienen un pequeño tutorial que nos enseña cómo actuar en cada una de ellas, de manera que sepamos cuales son los movimientos que tenemos que realizar para conseguir las diferentes acciones. Por otro lado, las pruebas pueden jugarse hasta con un máximo de dos jugadores por juego, algo que podría haberse mejorado incluyendo a más jugadores, sobre todo en deportes como el tenis o los bolos.

Fuente: www.trucoteca.com
 

Pero ¿qué podemos decir del comportamiento del dispositivo Kinect? De nuevo nos encontramos ante una encrucijada, es decir, por un lado Kinect en la mayoría de las ocasiones funciona bastante bien, respondiendo y reconociendo nuestros movimientos de manera bastante fiel. Sin embargo, en otras ocasiones Kinect se confunde dando como resultado que nuestro personaje realice acciones que nosotros no estamos haciendo, e incluso no respondiendo a lo que hacemos, algo que se arregla reiniciando el juego, o siguiendo las instrucciones de Kinect acerca de algún objeto que interfiera en la imagen.  

 

Por otro lado los controles de voz responden bastante bien a las órdenes que damos, aunque los desarrolladores no han pensado en un aspecto que hace que muchas veces Kinect no nos entienda bien y que no es otra cosa que el carácter propio del juego que está pensado para ser jugado en compañía, en una competencia amigable, en la que los gritos y la música suelen estar presentes por lo que este sonido interferirá en las órdenes que le dictemos a nuestra Kinect. No tenemos opción de ver repeticiones y las intro de los juego tenemos por fuerza que tragárnoslas, algo que no terminamos de entender y que hace que tras haber visto una docena de veces la intro se nos haga bastante pesada.

Kinect Sport Rivals no tiene modalidades multijugador, si dejamos de lado una especie de multijugador offline en la que competiremos con los avatares de los jugadores guardados en la nube y que supuestamente se comportan de manera similar a sus dueños ya que aprenden de su estilo de juego, o lo que es lo mismo un multijugador offline de toda la vida.

A nivel gráfico y estético, Kinect Sports Rivals, es un juego bastante estable con una estética cartoon muy marcada que le da cierto toque divertido y simpático. Las texturas y los modelados son sólidos y estables, moviéndose a 1080p nativo, manteniendo las 30 imágenes por segundo, algo más que normal teniendo en cuenta que la mayoría de los juegos hacen uso de una simple cámara estática.

En el apartado sonoro, y como era de esperar el título está totalmente localizado en castellano. En lo que se refiere a los temas musicales, poco podemos decir aparte de que cumplen su cometido sin sobresalir demasiado, al igual que los efectos sonoros. Un apartado general modesto, que cumple bien con su cometido sin muchas más pretensiones.

A modo de conclusión podemos decir que Kinect Sports Rivals sigue la estela marcada por los títulos anteriores de la saga mejorando ciertos aspectos, pero cayendo también aunque en menor medida en los pecados de las anteriores entregas. El aspecto cartoon le sienta muy bien y el comportamiento gráfico general es bastante notable, si bien hay que reconocer que el título no es de los que mayor carga gráfica mueve. Un título muy enfocado al disfrute con amigos en nuestra casa, algo para lo que el juego está bien preparado, aunque se echa de menos una modalidad online que no presenta. El comportamiento de Kinect en la mayoría de los casos es fiel y correcto, aunque de nuevo en pocas ocasiones a Kinect decide volverse loco teniendo que reiniciar para que vuelva a la cordura.

Kinect Sports Rivals es un juego muy recomendable para todos aquellos que suelan montar en su casa reuniones de este tipo, pero que se quedará corto si jugamos en solitario. Kinect sigue sin justificar del todo su presencia en Xbox One, no nos queda más remedio que seguir esperando.

Kinect Sports Rivals - La isla

 


Análisis para Xbox One

    XONE

Kinect Sports Rivals

Género: Deportes / Simulador
Desarrollador: Rare
Editor/Distribuidor: Microsoft


Otras puntuaciones

Usuarios

Tu puntuación


Perfil de alex

alrufe
A decir verdad soy un enamorado de este mundo desde sus inicios... soy de los que han jugado en recreativos hasta que cerraban, en megadrive, spectrum y amstrad... y aun seguimos en la brecha!!!

analisis - kinects sports rivals xbox one kinect camara sensor de movimiento juego sin mandos simulador deporte juegos minijuegos kinect sport Como cambiar avatar de Kinect rival trucoteca como arreglar la kinect para multijugado como cambiar al avatar del juego kinect cómo cambiar de juego en kinect sport ri

Analisis - Kinect Sport Rivals