Trucoteca.com

Trucoteca necesita la publicidad para sobrevivir, por favor desactive si tiene algún bloqueador de publicidad.

Página más vista: Trucos GTA 5

Inicio » Guías » Nintendo ds » Guía The Legend Of Zelda: Spirit Tracks » El templo del fuego - Parte 1

El templo del fuego - Parte 1


Capítulo 4; El templo del fuego.

 

4-1 El pueblo Goron.

Al iniciar este cuarto capítulo tendremos fijadas unas cuantas tareas como principales objetivos, estas son:

1- Llegar hasta el pueblo Goron.

2- Utilizar la estación de sellos del pueblo Goron.

3- Encontrar al Kangoron.

4- Obtener los tesoros.

5- Conseguir el vagón de mercancías.


Para conseguir llegar hasta el reino del fuego vas a tener que continuar por los raíles que conducen hacia el este desde el reino de la nieve. Dirígete hacia el este en cuanto veas que las piedras comiencen a caer desde el cielo, si ves que hay una piedra que cae en tu camino no te quedes quieto y cañonéala para eliminarla. Pasarás por delante del campo de tiro de Goron de camino que te desplazas hacia el pueblo, pero como estará cerrado no podrás hacer nada por ahora. Finalmente llegaremos al final de nuestro recorrido alcanzando el pueblo Goron que estará cerca de un final de vía muerta que se dirige al este.


Pronto te darás cuenta que el mismo pueblo Goron estará bloqueado puesto que hay un torrente de lava que impide entrar o salir de él. Así que vamos a tener que ingeniárnoslas para enfriar la lava y poder acceder al poblado. Por el momento al menos sí que vamos a poder acceder a la tienda (Aunque de poco nos va a servir puesto que no podremos comprar flechas ni el carcaj todavía… aunque ya te puedes ir haciendo una idea de cuál es la nueva arma que vas a obtener). Los habitantes del pueblo te contarán que puedes encontrar al Kagoron si sigues el camino que se dirige al oeste, hacia una zona separada de la villa.



Pues nada, dirígete hacia el norte desde el buzón de correos y busca un cofre que hay detrás de los montones de vigas metálicas que verás. Dentro de este cofre encontrarás un tesoro.

Después tendrás que pasar hacia el oeste y pronto te toparás con un montón de piedras que caen en un sitio que es lo suficientemente ancho como para permitirte esquivarlas y pasar el peligro. Nosotros lo logramos corriendo hacia el noroeste y esperando en un lugar de cobertura al lado de la pared. Después calculamos el momento de salir corriendo entre las piedras y poder llegar a las escaleras que suben hacia la zona del oeste.

Llegaremos después a otro punto en el que habrá más piedras rodando y bloqueando nuestro avance. Si observas bien verás que estas piedras estarán rodando solas y también en parejas, pues corre hacia el norte a través de este pasillo hasta llegar a un lugar a salvo después de que pase una de estas piedras solitarias.

Ignora por el momento el interruptor de cristal y desplázate utilizando los agarres para el látigo que hay por el oeste de este nivel. Llegarás al final a una zona en la que estarás entre dos enemigos con la apariencia de unas flores espantosas, son los llamados Babas de fuego. Tienes que salir corriendo enseguida para pasarlos. La estación de los sellos estará a continuación, en la esquina del noroeste. Tras hacer uso de ella, desplázate de nuevo de vuelta al sur utilizando para ello el látigo y los agarres que podrás ver que hay en el recorrido.

En la esquina del sudoeste encontrarás un interruptor de cristal. Acciónalo y se extenderá un puente en la parte norte que cruzará la piscina de lava. Vas a tener que utilizar los agarres del látigo que verás a lo largo de la parte oeste para poder llegar hasta aquí, pero la cosa no solo se queda ahí, porque vas a contar con un tiempo limitado para alcanzar el puente después de accionar el interruptor. Para conseguir un poco de tiempo extra que te va a ser bastante necesario, quédate cerca del primero de los agarres del látigo y lanza el boomerang hacia el interruptor de cristal para accionarlo desde allí.

Inmediatamente después salta hacia los agarres y desplázate por ellos con el látigo salvando la piscina de lava, sube por las escaleras y llegarás a cruzar el puente a tiempo. Dirígete después hacia el norte para encontrar al Kagoron. Habla con él cuando te lo encuentres y responde a sus preguntas de una manera sincera. Si lo haces bien conseguirás que te prometa que se encontrará contigo al lado del tren.

Desplázate después hacia el sur y después al este, es importante que no te dejes caer hasta la zona inferior. Desplázate después hacia el este a través de los agarres del látigo que verás sobre la piscina de lava que hay en la esquina del nordeste. En la zona opuesta te encontrarás con un cofre en el que podrás hallar un nuevo tesoro para la colección, pues nada… continuamos.



Sigue evitando dejarte caer a la zona de abajo por ahora. Sigue por el borde por el que estás desplazándote hacia el este. Entre los dos agujeros por los que están cayendo piedras en la montaña verás una pequeña porción de suelo sobresaliendo hacia el sur, estará casi en el mismo centro de la zona del mapeado. Pues tienes que saltar hasta esta zona y desplazarte después hacia el sur para poder encontrar un cofre con otro Tesoro. Ya podremos volver a la población de la que hemos partido y que estará al este de nuestra actual localización.

En cuanto te aproximes a la plataforma del tren, saltará una escena cinemática en la que se verá como el Kagoron te entregará un vagón de carga, bueno, eso está muy bien, puedes ampliar la información sobre esto visitando la sección de equipamientos y objetos de tu menú de juego.

Ahora que estamos armados con el flamante y nuevo vagón de carga, y sabiendo que necesitamos algo fresquito para poder continuar… nos iremos hacia el reino de la nieve a todo trapo.

 

4-2 La búsqueda de Mega hielo.

En esta nueva parte contaremos con unas cuantas misiones principales a cumplir que serán:

1- Encontrarnos con el comerciante del pueblo Anouki.

2- Conseguir la gema de fuerza 8.

3- Transportar al Mega hielo hasta la población de Goron.


El pueblo Anouki.

Está bastante claro que si alguien sabe algo sobre cosas fresquitas esos son los Anoukis. Así que dirígete hacia su pueblo, que estará en el lejano oeste para obtener algunas respuestas.



El Anouki con el que necesitas hablar es el que está al sur del charco que hay en la parte oeste de la población. Este tipo te pedirá que lo lleves a "spring." Naturalmente se refiere a la estación de Wellspring.

La estación de Wellspring.


Ahora que desplazas al fabricante de hielo Anouki en tu vagón de pasajeros, tendrás que planear una ruta que te lleve hacia la estación de Wellspring. La tienes situada al este (En donde vive Ferrus). El camino estará llenito de peligrosos Snowmen y de otros enemigos por el estilo, así que no dejes descansar ni un segundo ese cañón. Habla con el Anouki una vez que alcances tu objetivo y él te dará la gema de fuerza número ocho, y después te ofrecerá que le compres Mega hielo.

Tras aceptar tienes que entrar en la casa de Ferrus mientras que el Anouki prepara el mega hielo, en el interior de la vivienda escucha la melodía que podrás apreciar. Vuelve después al Anouki y prepárate para regatear el precio, está claro que él no es el único avispado en la población, así que podrás negociar el precio rebajándolo poco a poco… hasta llegar a conseguirlo gratis. Para ello solo te tienes que encargar de ir respondiéndole negativamente y conseguirás que te cargue un total de veinte mega hielos en tu vagón refrigerador.

A continuación el Anouki te avisará de las delicadas propiedades de estos mega hielos, es cosa de lógica, estos mega hielos se irán derritiendo poco a poco cuando estén en el reino del fuego, además si te atacan y te alcanzan también se verá afectado el mega hielo. En la parte buena estará que solo vas a necesitar un mega hielo para enfriar la lava que impide el acceso al pueblo Goron y tu cuentas con veinte, así que no hay mucho de lo que preocuparse a primera vista.

 

4-3 El pueblo Goron.

Es muy importante que salves la partida antes de comenzar esta parte de la aventura (De esta manera no tendrás que buscar, o rebuscar cualquiera de las cosas que ya has obtenido hasta ahora). Así que una vez hecha esta advertencia continuaremos hacia el este y entraremos en el reino del fuego. En este lugar serás saludado por un tren oscuro. Pero además de este hay otro tren oscuro especialmente fastidioso que te esperará cerca de la zona del objetivo Goron, haciendo que te sea mucho más difícil transitar por las vías que hay en la parte del sur. Esto significa que tendrás que tomar un desvío a través de las curvas que hay en la parte de las vías del norte.



Tienes que prestar atención a las direcciones que vayan tomando los trenes oscuros y de acuerdo con ellas tienes que desplazarte por las alternativas que te vayan surgiendo para intentar esquivarlos por todos los medios. Para hacerlo va a hacer falta un importante trabajo de ingenio, porque recuerda que el hielo se está derritiendo, así que… ¡Más madera!

En cuanto llegues a tu destino podrás hablar con el Kagoron (Lo podrás encontrar en la parte del oeste del andén del tren). Este aplicará el mega hielo que hayas logrado traer a las llamas dejándote el camino despejado para que pases y comiences a husmear por la población.

Sube por las escaleras que podrás encontrar en la parte del este del pueblo (Pasada la zona que estará aún ardiendo). Después tienes que cruzar el puente que cruza hacia el oeste y encontrarás al otro extremo un Tesoro. Después de recogerlo nos tendremos que dirigir a la población de nuevo para hablar con el anciano Goron que estará en la cabaña que hay en el extremo norte del pueblo. Este te abrirá las puertas para que pases al santuario del fuego, las puertas se encontrarán en su misma cabaña, hummm…..

Fuente: www.trucoteca.com

 

4-4 El santuario del fuego.


En esta parte del juego nos tendremos que centrar en conseguir alcanzar los siguientes objetivos:

1- Navegar a través de la caverna.

2- Activar los tres puentes.

3- Obtener los tesoros.

4- Utilizar la estación de sellos del santuario del fuego.

5- Resolver el puzle de la puerta de la amistad.

6- hablar con Embroze.




La cueva.

El pasaje al que nos referimos con este nombre y que estará justo después de la cabaña del anciano es corto en recorrido, pero hay que permanecer atentos porque hay varios tesoros que nos podrán venir de perlas. De entrada es muy importante que te asegures de comprobar todas las vasijas que hay en la zona, pero si observas y ves que se mueven no las rompas bajo ninguna circunstancia porque hay un montón de Like-Likes escondidos en ellas. Después de comprobadas las vasijas nos dirigiremos hacia la esquina del noroeste y accionaremos un interruptor que hay en suelo y que veremos en la zona.

A continuación correremos hacia el este cruzando por los puentes que estarán extendidos, al final nos encontraremos con algunas vasijas mas de las que nos tendremos que encargar para encontrar algún que otro tesorillo. Antes de abandonar el lugar gira a la izquierda en las escaleras y desplázate hacia el oeste para hacerte con un cofre que contendrá un tesoro realmente raro.


El santuario del fuego.

En el santuario del fuego no nos estarán esperando con los brazos abiertos precisamente, en cuanto lleguemos nos encontraremos con rocas ardiendo que estarán cayendo desde la parte superior, con Keese de fuego y con Babas también de fuego. Esquiva las rocas utilizando para ello la guía que te ofrecen sus sombras y encárgate a continuación de los enemigos utilizando el boomerang y la espada. Desplázate después por los pasillos en forma de cañón y pronto llegarás a un lugar en el que hay unas cuantas antorchas.



Utiliza el boomerang para prender en fuego las antorchas mientras que te vas desplazando hacia el sur. Al hacerlo provocarás que se extienda un puente hacia el norte. Sigue avanzando hacia el sur hasta que te encuentres con dos antorchas mas, pues nada préndelas y automáticamente aparecerán dos puentes más para que te hartes de explorar.

Utiliza el puente para cruzar a la parte del oeste del nivel y desplázate hacia la esquina del noroeste. En esta zona te encontrarás con un cofre y con su consiguiente Tesoro en el interior. Pues desde este punto, cruza el puente que hay en la parte superior del mapa hacia el este. En la otra orilla del puente te encontrarás con la estación de sellos, bien… ya tenemos quince sellos con este. Tras finalizar en este lugar, ha llegado el momento de volver a la aldea Aboda para reclamar la recompensa que nos corresponde por tan duro trabajo.

Déjate caer hasta el borde que hay debajo de la estación de sellos y desplázate hacia el este del mapa. En esta zona te encontrarás con una inscripción bastante grande en una piedra enorme que dice “Para abrir la puerta de la Amistad: erase una vez, que dos hombres se enamoraron de una Hermosa dama, uno de ellos era muy famoso y siempre acaparaba todas las atenciones, pero de todo lo que se preocupaba era de la bella dama de la que se había enamorado. Desafortunadamente para él, la dama solo tenía ojos para otro hombre. Así que la batalla por el amor de la dama se recrudeció y saltaron tantas chispas como para derretir las piedras. Pero de repente, se creó una amistad entre los dos hombres como una luz, uniéndolos. Esto sucederá si la puerta se desbloquea”. Vaya tontería de cuento, estamos de acuerdo, pero bueno… por lo menos contiene las pistas para que podamos abrir la dichosa puertecita.

Para conseguir abrirla, te tienes que quedar entre la estatua central y la estatua que hay justo al este de ella. En ese lugar tendrás que tocar la canción de la luz (Por si no te acuerdas es Morado, amarilla, rojo, azul y blanco) y en ese momento la puerta que estaba bloqueada y no te dejaba avanzar hacia el interior de la cueva se abrirá de par en par.

Entra en la cueva y te encontrarás con Embroze, el guardián del reino del fuego. Habla con él y te insistirá en que toques junto a él su melodía (Que será morado, amarillo, morado, amarillo y azul). Cuando hayas logrado completarla con éxito se te revelará la ruta que te llevará hacia el templo del fuego.


El pueblo Goron.

A continuación te tendrás que volver hacia el pueblo Goron que estará al sur. Una vez en él el anciano te contará que hay tres monstruos que custodian la llave que abre el templo del fuego. Así que para poder entrar vas a tener que vencerlos a todos. Los otros habitantes de la villa también te irán dando diversas pistas sobre los monstruos: que si no les gustan los ruidos altos, que si no aguantan oír ruidos cortos seguidos de ruidos largos… total que son unos blandos. Así que nada, dirígete de vuelta al tren y planea una ruta que te lleve al este.


El camino hacia el templo del fuego.


El objetivo en esta parte del juego será el de conseguir las tres llaves que tienen los monstruos para poder entrar en el templo.

Las vías en forma de laberinto que rodean el templo del fuego estarán custodiadas por los tres monstruos que tienen las llaves, serán Snurglars gigantes, para ser más precisos. Así que dirígete hacia el templo y aparecerán de repente en el mapa de tu pantalla. Pues nada, nos iremos hacia el que esté más cercano a nuestra posición. Intenta acertarle mientras que avanzas.



Cuando veas que el Snurglar se acerca, verás que cambia la música y que comenzará a darle rodeos al tren, así que comienza a darle caña al silbato del tren. Podrás ver como el Snurglar reaccionará enseguida y retrocederá, congelándose momentáneamente. Este será el momento en el que podrás dispararle, cuando lo alcances, el Snurglar se derrumbará cayendo en el suelo aturdido, y se disparará una secuencia cinemática que te mostrará la puerta al templo que se abrirá un poco.

Ahora toca buscar a los restantes monstruos Snurglars que guardan las llaves, los podrás localizar por las marcas que hay en tu mapa. El Snurglar que habías derribado antes pronto estará sobre tu pista de nuevo. Puedes seguir accionando el silbato para aturdirlo y así tenerlo a punto para terminar con él.

Cuando finalmente hayas obtenido las tres llaves eliminando a los tres Snurglars podrás abrir definitivamente las puertas al templo del fuego. Así que planéate una ruta hacia el lugar en cuanto tengas la puerta abierta del todo, tras entrar en el templo del fuego, dejarás definitivamente atrás a los Snurglars.

 

4-5 Mazmorra: El templo del fuego (Parte 1).

Iniciaremos esta parte de la mazmorra marcándonos unos cuantos objetivos prioritarios para superarla, estos son:

1- Vencer a los Stalfos.

2- Anotar el patrón de las trampas de las puertas.

3- Activar el interruptor de cristal.

Comenzaremos, como no, por el piso…



Piso 1.


Al entrar en el templo del fuego nos encontraremos con una pared repleta de puertas cerradas. El único camino por el que podremos avanzar será hacia el oeste. Pues sigue por este camino eliminando a los Keese de fuego que te encontrarás con la ayuda de tu boomerang o con el látigo. Tienes que darte cuenta según avances de la situación del interruptor de cristal (Rápidamente podrás localizarlo porque se te fijará como objetivo para lanzar el boomerang).

La habitación que podrás ver llena de pinchos y de trampas rotatorias no será tan peligrosa como pueda parecer en un primer momento. Solo te tienes que ocupar de pasar cuidadosamente a través de ellas y salir después por la parte que hay al lado del noroeste.

Según vas avanzando a lo largo del muro del oeste se cerrará una puerta detrás de ti. La habitación en la que has quedado atrapado estará ocupada por tres Stalfos. Estos enemigos tienen una destreza especial para esquivar los ataques que les lances con la espada. Así que cambia al látigo y asunto concluido, los eliminaremos de esta manera bastante rápidamente.

Una losa que hay en la siguiente habitación nos indicará que las puertas que hay en la parte opuesta del nivel se pueden accionar desde allí. Por lo pronto solo tienes que apuntar las posiciones de las puertas de Madera de este nivel en tu mapa.

Antes de continuar hacia el siguiente nivel, utiliza las escaleras pequeñas que hay para ganar algo de altura y poder desde allí lanzar el boomerang hacia el interruptor de cristal (El que habías pasado con anterioridad) que estará al otro extremo. Al hacerlo provocaremos que aparezca un pequeño círculo oscuro de piedra. No te preocupes de esto tan extraño por ahora, solo tienes que continuar hacia las escaleras del sudoeste que te dirigirán hacia el piso dos.




Piso 2.

En este piso nos tendremos que concentrar en obtener una muy útil llave pequeña. Puedes hablar con una piedra chismosa que hay aquí para que te revele la situación de los cofres de los tesoros que hay en la zona a cambio de veinte rupias (Pero no seas cafre, que nosotros te lo diremos gratis). Verás que a su lado hay una vagoneta de mina. Y resulta que es del tamaño ideal para contener en su interior a Link.

Salta en el interior de la vagoneta y te desplazará directamente hacia un cofre (1/4) en el que podrás encontrar una llave pequeña. Vuelve a subirte en la vagoneta tras recogerla y regresa hasta el piso uno después.


Piso 1.


De vuelta al piso uno nos concentraremos en las siguientes tareas:

1- Utilizar el disco de piedra para fabricar una plataforma.

2- Pasar por las trampas de las puertas.

3- Encontrar el tesoro.

Desplázate pasada la pequeña escalera hacia el interruptor de cristal. Agarra el disco de piedra y desplázalo hacia el este, verás que hay una pequeña erupción volcánica que sale desde un agujero que hay al este, pues nada ahora tienes que tirar el disco de piedra en este agujero para hacer que aparezca una plataforma que podrás utilizar para conseguir saltar hasta el extremo opuesto.

Una vez en este lado verás que hay un bloque que estará sospechosamente junto a un torrente de fuego. Pues tienes que empujarlo para que bloquee las llamas siguiendo las siguientes indicaciones de movimiento: sur, sur, este, norte y norte. Después tienes que continuar hacia el este hasta que llegues al final y así poder taponar definitivamente el caudal de fuego.



Dirígete desde este lugar hacia el sur hasta llegar a un lugar cerrado por una puerta trampa. Utiliza el mapa para hacer que sean visibles las puertas trampas que hay en la parte del oeste de este piso, de esta manera podrás evitar las que son invisibles. Estarán reflejadas del este al oeste, así que es aconsejable que te tomes algo de trabajo y tiempo para que te lo pienses bien. Ojo con esto porque no es para tomárselo a broma ya que perderás 1/4 de corazón cada vez que la pifies.

Por suerte, te encontrarás con un cofre (1/2) que contendrá una poción roja en la parte del sur y que te ayudará a reponer la vida que hayas perdido. Puedes ver que hay una piedra chismosa en la zona de las puertas trampa que te revelará la posición en la que se encuentra el único cofre que queda en este piso (En la zona del nordeste), claro que te lo dirá por veinte rupias, pero… ¿es que no has visto que te acabamos de decir ya donde se encuentra?, anda, anda, mala cabeza y guárdate el dinerillo que te hará falta para otras cosas más importantes.

A continuación seguiremos avanzando hacia el piso dos de nuevo, utilizando para ello las escaleras que veremos en esta zona.



4-6 Mazmorra: El templo del fuego (Parte 2).

 

Volveremos al piso dos en esta segunda parte de la guía de las mazmorras y tendremos que fijarnos en cumplir las siguientes tareas:

1- Conseguir el tesoro.

2- Conseguir una nueva llave pequeña.


Piso 2.


La vagoneta de mina que encontrarás estará controlada por una serie de interruptores de cristal que controlarán su trayectoria. Uno de estos interruptores de cristal estará justo delante de una bifurcación de las vías. Pues podrás accionar estos interruptores utilizando para ello la espada y así alterar el rumbo que estés siguiendo.

Salta dentro de la vagoneta y acciona el primero de los interruptores según giras la esquina en tu desplazamiento hacia el oeste. El siguiente interruptor no lo tienes que accionar, de esta manera llegarás a una plataforma en la que encontrarás un cofre (2/4). Cuando lo abras te encontrarás con un tesoro que te será dado al azar, después de recogerlo nos tendremos que volver a montar en la vagoneta y regresar a la zona del comienzo.

En esta ocasión, tienes que subirte a la vagoneta y activar los dos interruptores que te encontrarás de nuevo, de esta manera llegarás a otra zona en la que encontrarás mas tesoros (3/4)… y a unos cuantos Stalfos. El cofre estará en la esquina del noroeste del piso dos. Dentro de él encontrarás una llave pequeña, pues nada la cogemos y nos volvemos a montar en la vagoneta, después de regresar a la zona del comienzo nos dirigiremos de vuelta al piso uno.


Piso 1.

Otra vez en el piso uno, pero ahora tendremos una sola misión que cumplir, será la de activar dos interruptores que están bloqueados.
Verás que hay dos puertas bloqueadas en el centro del piso uno, y recordarás que cuentas con dos llaves pequeñas… ¿no lo relacionas?, pues claro hombre, tienes que irte hasta esta zona y desbloquear las puertas utilizando las dos llaves. Detrás de cada una de estas puertas nos encontraremos a su vez con dos interruptores de cristal respectivamente. Éstos interruptores estarán relacionados de manera que tendrás que activarlos a los dos con un lapso de tiempo entre uno y otro que debe de ser mínimo. Para ello te recomendamos que te sitúes entre ambos y que desde esa posición lances el boomerang con una trayectoria que pase por los dos. Cuando lo hagas se volverán de un color verde y a continuación se abrirá la puerta que hay en el centro de la zona. Ya podemos subir hasta el piso dos utilizando para ello la escalera nuevamente aparecida.


Piso 2.

Esta parte del piso dos será crucial para avanzar en la aventura, ya que en ella podremos:

1- Obtener el arco.

2- Activar el interruptor de ojo.

Penetra en la zona hacia el norte y te encontrarás una de los enemigos más duros de la aventura, el Heatoise.

El Heatoise es vulnerable solo a unos cuantos ataques ya que estará protegido, como toda tortuga que se precie. Por suerte, te encontrarás con un par de Moldolas que estarán patrullando por la zona en la que te encontrarás con esta bestia por primera vez. Pues es fácil, solo tienes que endiñarle al Heatoise y colocarte justo a continuación frente al Moldola. A continuación el Heatoise se refugiará dentro de su concha y se desplazará hacia ti. Pues en ese momento te tienes que apartar para que embista al Moldola, con lo que se desencadenará una descarga eléctrica que lo dejará aturdido. Ahora quedará con la cabeza fuera del caparazón y totalmente expuesta con lo que podrás acercarte y atacar duro. Tienes que repetir esta maniobra unas cuantas veces para conseguir acabar con él. De todos modos, y cuando cuentes con el arco, te puedes ahorrar este último desplazamiento y atacarlo desde donde te encuentres haciendo diana en toda la cocorota.

Cuando hayas acabado con Heatoise aparecerá un nuevo cofre (4/4). Dentro de este cofre te encontrarás con la mayor recompensa que podrás obtener en el templo del fuego, el arco (Y las flechas, claro).

Sal de la zona del enfrentamiento utilizando para ello la puerta que se ha abierto nuevamente hacia el este. Cuando hayas pasado por la puerta te tienes que quedar en la posición en la que estés y observar para darte cuenta de la existencia de un ojo rojo en la pared que hay al norte del abismo. Pues este ojo es un interruptor que solo podrás activar con el lanzamiento de una flecha (Y acertando, claro). Cuando lo hayas hecho se extenderá un puente, pues está ahí para algo, así que crúzalo para poder volver de nuevo… al piso uno.




Piso 1.

Estamos de vuelta al piso uno con las siguientes tareas principales a cumplir:

1- Resolver el puzle de los apuntadores de flechas.

2- Conseguir el tesoro.


Al final de las escaleras te encontrarás con un apuntador de flechas, este elemento es un artilugio móvil que redirige las flechas que le lanzas. Así que dispárale y verás cómo se extiende un puente desde la plataforma que hay en el sur. Cruza el puente y después salta hacia el este para hacerte con un nuevo cofre del Tesoro (4/4).

Verás que hay un interruptor de ojo hacia el oeste, al otro lado del abismo. Para llegar hasta él, tendrás que utilizar las extrañas propiedades del apuntador de flechas. Así que a continuación tendremos que seleccionar el apuntador que hay al lado del puente para poder desplazarlo. Después selecciona la pequeña plataforma que hay al oeste con el lápiz táctil para que puedas lanzarlo hasta allí. A continuación tienes que sacar el boomerang, con un tiro certero del boomerang (O con la espada) podrás girar el apuntador de flechas en el sentido de las agujas del reloj noventa grados. Así que golpéalo hasta que apunte hacia el norte, una vez hecho esto, dispara una flecha para poder de esta manera activar el interruptor de ojo.

Se extenderá un puente que tendrás que cruzar hacia el oeste. Una vez allí tienes que pararte y coger de nuevo el apuntador de flechas y lanzarlo hacia el norte, hasta una pequeña plataforma tal y como ya hiciste antes. Una vez allí tienes que volver a dispararle con el boomerang hasta que apunte hacia el oeste. Volveremos a lanzarle una flecha y veremos como el puente se desplazará más hacia el oeste permitiéndote de esta manera llegar hasta el extremo más lejano. Una vez allí solo nos quedará pasar por las escaleras que nos llevarán hacia abajo, hacia el sótano uno.


Sótano 1.

En este lugar no hay demasiadas cosas que puedas hacer por el momento, así que sigue tu camino de descenso hasta que finalmente llegues al sótano dos.

 

4- 7 Mazmorra: El templo del fuego (Parte 3).

En esta tercera parte de la guía de las mazmorras del templo del fuego comenzaremos en el sótano dos, en el que nuestra principal tarea será tratar de cruzar el abismo en llamas.


Sótano 2.

Vaya, no nos dará tiempo casi a poner el pié en este sótano cuando de repente nos encontraremos con que nos han tendido una emboscada. Esta encerrona consistirá en un buen puñado de Stalfos que nos atacarán desde ambas partes de la estancia, pero además de esto la lava no permitirá que podamos acercarnos al lugar donde se encuentran ellos. Pero para algo tenemos el arco ¿No?, así que lánzales unas cuantas flechas en respuesta a sus proyectiles huesudos. Puedes utilizar la vaina que hay al lado si necesitas mas flechas para lanzar.

Tras el enfrentamiento dirígete al sur y dispara al apuntador de flechas que hay en el oeste. De esta manera deshabilitaremos los torrentes de fuego que hay en el este. Ahora podremos utilizar los agarres que veremos para el látigo y cruzaremos así la piscina de lava hacia el este (Pero no te duermas porque los torrentes de fuego comenzarán a soltar llamaradas tras un tiempo sin hacerlo).

Ahora tenemos que dirigirnos en dirección noroeste e ignorar a la piedra chismosa que nos encontraremos por el camino (A no ser que te sobren veinte rupias y se las quieras dar a cambio de la información que nosotros te suministramos gratis). A continuación nos encontraremos con una serie de surtidores volcánicos con estrechas plataformas circulares que cruzarán la piscina de lava. Tendremos que ir saltando a través de estas plataformas, primero a la que hay más al oeste cuando la veamos en su posición más baja, y después iremos pasando a las que le vayan siguiendo. Al final de la fila de plataformas, tienes que dejar que la última se eleve hasta alcanzar un borde que habrá en la esquina del noroeste.

En esta pequeña plataforma nos encontraremos con un cofre (1/3) en el que habrá un tesoro al azar. Desde esta misma posición estaremos dispuestos para alcanzar los agarres para el látigo que nos llevarán hacia el sur a lo largo del muro del este. Balancéate a través de ellos para llegar a la esquina sudeste del nivel. Allí verás un interruptor de suelo sobre el que deberás situarte para que se abra la puerta que facilitará futuros desplazamientos en el sentido contrario al de nuestro avance.

La senda que se dirige hacia el oeste estará custodiada por trampas cortantes, así que muévete despacito para superarlas midiendo los tiempos en los que podrás ir avanzando. Deja que la última de estas trampas se accione antes de continuar hacia el norte, de esta manera descansaremos un poco en un lugar a salvo. Continua hacia el sur y recoge el Tesoro que habrá en el cofre (2/3) al final de esta zona.

Antes de marcharte de aquí, tienes que buscar un par de antorchas que hay sobre una piscina de lava situada al este. La cosa va a estar complicada porque no pararán de aparecer Keese de fuego de este lugar, pero a la vez serán una fuente perfecta de fuego para encender las antorchas. De esta manera solo tendrás que utilizar el boomerang para golpear al Keese y después a una de las antorchas, con lo que quedará encendida. Cuando hayas encendido ambas con este método aparecerá una plataforma circular de piedra en la parte del noroeste.

Desplázate hacia la trampa de cuchillas que hay en el oeste una vez más para poder subirte a la plataforma circular, salta por encima de la trampa y entonces podremos volver al sótano uno.


Sótano 1.



Otra vez aquí, pero en esta ocasión con unas cuantas tareas nuevas, que serán:

1- Eliminar a los Heatoises.

2- Obtener el tesoro.

3- Examinar las inscripciones.

En cuanto lleguemos al final de las escaleras nos estarán esperando dos Heatoises para darnos una bienvenida muy especial. Pero como ahora iremos armados con el arco y las flechas podremos eliminarlos sin problemas. Para ello tendremos que esperar a que asome la cabeza de los Heatoise y en ese momento lanzarles un par de flechas, con esto será suficiente para eliminarlos. Elimina a los dos Heatoises para que se abran las puertas que hay en la zona y de camino que aparezca un nuevo cofre del Tesoro (1/1). Pues nada, recolecta el tesoro y las rupias que habrán dejado los Heatoises. En este mismo lugar podremos leer las inscripciones de las losas de piedra para ir obteniendo pistas acerca de los interruptores de ojo que encontraremos debajo, en el sótano tres. Así que saca el mapa y dibuja el número sobre cada una de las losas correspondiendo estos a las pistas que te vayan dando (Que serán de izquierda a derecha: 2, 1, 4, 3). Ahora tenemos que volver a descender hacia el sótano dos de nuevo a través de la puerta que hay al oeste.


Sótano 2.

Volvemos de nuevo al sótano dos con la sana intención de encontrar una llave pequeña, veamos donde se encuentra.



Tendremos que pasar a través del pasillo que hay en la parte oeste del nivel. Nos encontraremos con unos Stalfos a los que eliminaremos y pasaremos sin hacerle caso al interruptor de suelo que veremos (¿Donde está Zelda controlando a un Phantom cuando la necesitas?). A continuación pasaremos hacia el norte en donde habrá un apuntador de flechas, pues tenemos que cogerlo y volver con él a la zona en la que estaba el interruptor de suelo. Si nos fijamos bien veremos que más allá de la puerta azul del oeste hay un interruptor de ojo, pues tendremos que colocar en él una flecha con la ayuda del apuntador de flechas mientras que a la vez permanecemos encima del interruptor de suelo para que al final se abra la puerta. Pues bien, tendremos que lanzar el apuntador un espacio hacia el sur del muro y lo golpearemos hasta que apunte hacia el oeste. Después nos situamos en el interruptor de suelo y disparamos como el arquero de las olimpiadas de Barcelona hasta darle al apuntador de flechas y aparecerá un disco de piedra.

Ahora toca coger el disco de piedra y desplazarlo hacia el norte, pero nos encontraremos con que un surtidor de lava nos bloqueará el camino, pero ya sabemos lo que se hace en estos casos, lanzaremos el disco de piedra al surtidor de lava y listos. Pero ojo, porque antes de pasar por encima para poder continuar hacia la esquina del noroeste, tenemos que asegurarnos de volver para recoger el apuntador de flechas y llevárnoslo con nosotros.

A continuación lo primero que tendremos que hacer es accionar el interruptor de cristal que hay aquí para que aparezca un agarre para el látigo. De esta manera volver a esta zona será mucho más fácil (En el caso de que haya que hacerlo), de camino tendremos que eliminar a los Keese de fuego que nos encontraremos en esta estancia.

Después recogeremos el disco de piedra que habrá en la parte superior del geiser porque lo vamos a necesitar para resolver un puzle que aparecerá a continuación. En este puzle hay tres surtidores de lava desactivados, estarán situados alrededor de una columna en la que habrá dos interruptores de ojos. Primero tenemos que lanzar el disco al surtidor de lava que hay al oeste, después golpearemos al apuntador de flechas que trajimos de la anterior parte para que apunte hacia el oeste. Lo tendremos que tener situado en el surtidor del este. Veremos también que hay un nuevo apuntador de flechas en la esquina, pues lo golpeamos un par de veces para que apunte hacia el nordeste y lo situamos en el surtidor del sur.



Ahora que todo está colocado en su sitio, aprovisiónate de flechas y quédate encima del disco de piedra, (Que debe de estar situado en el surtidor del oeste, ¿Correcto?). Luego accionaremos el interruptor de cristal que tenemos al lado con una flecha y los tres geiseres se activarán elevando a Link y a los dos apuntadores de flechas hacia el nivel superior en el que están los interruptores de ojos.

Ahora tenemos que disparar al apuntador de flechas que hay más al sur y dirigirá la flecha a través de ambos apuntadores haciendo diana finalmente en el interruptor de ojo que hay al oeste de tu posición para que se abra la puerta que hay en la esquina del noroeste. Al otro lado de esta puerta podremos encontrar una llave pequeña, con lo que solo nos queda dirigirnos hacia la parte norte centro y subir por las escaleras que nos llevarán hacia el sótano uno.


Sótano 1.

Esto ya va camino de marear, de nuevo en el sótano uno, pero para eso somos unos héroes, para aguantar lo que nos echen, así que nos concentraremos en:

1- Activar los interruptores de ojos.

2- Hacer uso de la estación de sellos.

Lo primero que tendremos que hacer será abrir la puerta que estaba bloqueada y que iba hacia el oeste. Veremos una vagoneta de mina que recorrerá unas vías en un enorme recorrido que gira en el sentido de las agujas del reloj, pues salta y móntate, que el tren se va.

Esta vagoneta que girará a lo largo de un extenso recorrido te dará tiempo para que observes hacia el norte y que veas que hay cuatro interruptores de ojo. Así que saca el arco, porque estos son los interruptores a los que se referían a las inscripciones que anotamos de las losas de piedra anteriores que vimos en el sótano uno. Así que consulta tus notas y acciónalos en el orden correcto, no estarán limitados por el tiempo, así que los puedes ir accionando en el transcurso de varias vueltas que des por el recorrido. Por si no nos hiciste caso y no lo apuntaste te vamos a dar el orden correcto, pero que conste que te has portado como un chico malo, el orden es (De izquierda a derecha): 2, 1, 4, 3. O lo que es lo mismo; primero le das a la mitad izquierda, después a la parte más alejada del centro de la izquierda, después a la parte más alejada de la derecha y por último a la de la parte central derecha. Cuando hayas logrado activar todos los interruptores de ojos en el orden correcto, las vías cambiarán y te permitirán llegar a una nueva plataforma.



La escalinata que baja estará en esta plataforma, pero a su vez esta plataforma te permite volver el sentido y montar la vagoneta de la mina en el sentido de las agujas del reloj. Así que salta hasta su interior y saca el arco que hay fiesta. Prepara una flecha y apunta al sudoeste. En esta esquina del nivel habrá un interruptor de cristal bastante bien escondido, así que búscalo y dale a medida que te vas desplazando para que las vías cambien y puedas de esta manera alcanzar la estación de sellos del templo del fuego.

Ahora que ya tienes el sello será hora de volver a la escalinata central y de bajar por ella hasta alcanzar el sótano dos, desde este sótano tendremos que continuar bajando hasta el sótano tres.



4- 8 Mazmorra: El templo del fuego (Parte 4).

 

Comenzamos una nueva parte de esta mazmorra con los siguientes objetivos fijados como principales:

1- Conseguir el tesoro.

2- Conseguir la llave maestra.

Sótano 3.


Llegados a esta nueva planta del sótano de las mazmorras lo primero será tratar de examinar los signos que habrá escritas cerca de la escalera. Tienes que anotar los lugares identificados en el mapa con una X igual que se ve en el diagrama de la inscripción. Estos lugares representan las localizaciones de los interruptores de cristal que funcionan correctamente y que tendremos que activar con el uso de la espada desde la vagoneta.

A continuación nos encontraremos con un pedrusco que estará bloqueando nuestro avance momentáneamente. Pues lo que tendremos que hacer para sortearlo será desplazarnos hacia el oeste y saltar a través de las plataformas sobre la lava. Después cogeremos una bomba de la flor de bombas que encontraremos a continuación y volveremos a saltar de vuelta hacia el este. Ahora que tenemos la bomba las cosas estarán más fáciles, se la tiramos a la enorme piedra en la base y lograremos destruirla sin complicaciones.

De entre los restos de la piedra podremos encontrar un disco de piedra, pues nada, lo cogemos y lo tiramos al chorro de lava que hay al este, después saltamos en el disco y esperamos a que se eleve hacia las alturas, cuando sea el momento adecuado tendremos que saltar hacia el interior de la vagoneta y listos para continuar con la aventura, que todavía queda mucho camino.



Tienes que activar en esta ocasión solo el primero y el tercero de los interruptores de cristal según vayas avanzando. Al final de este tramo quedarás cerca de la llave maestra y de una piscina de lava encima de la cual podrás ver que hay un agarre para el látigo. Pues más claro, el agua, te agarras con el látigo y te balanceas sobre la piscina de lava para llegar al cofre y abrirlo (1/1) consiguiendo de esta manera un nuevo tesoro para la colección.

Ahora toca tratar el tema de la llave maestra… Podrás apreciar que hay una vagoneta en la parte oeste de esta llave, pero la llave está fuera de tu alcance. Pues lo que tienes que hacer para conseguirla es tratar de introducirla dentro de la vagoneta, para ello le lanzaremos una ráfaga de viento con nuestro torbellino que la trasladará hacia el interior de la vagoneta.

Tras hacerlo, tienes que saltar dentro de la vagoneta que hay al norte de la que contendrá la llave maestra, esto se debe a que como las dos funcionan a la vez, al mover la nuestra desplazaremos a la vez a la de la llave. Así que equípate con el arco, porque en el nuevo trayecto uno de los interruptores que tendremos que accionar estará fuera del alcance de la espada. De esta manera pasaremos a accionar el primero, el segundo y el cuarto de los interruptores (Como ya te hemos dicho el último lo vas a tener que accionar con la ayuda del arco). El último va a ser algo complicadillo de accionar, porque, aunque funciona de la misma manera que los demás, el hacerlo con el arco añadirá dificultad al tema, de todos modos deberías poder hacerlo seleccionando el interruptor de cristal y disparando a medida que te vas desplazando hacia el sur de su posición.

Cuando hayas accionado los interruptores correctos y los dos (Tú y la llave maestra) estéis fuera de la vagoneta, quedareis frente a la puerta del jefe, pues nada, todo fácil, nos recogemos nuestra llavecita, seleccionamos la puerta y la desbloqueamos tan ricamente.


Sótano 4.

En este sótano las misiones principales serán:

1- Eliminar a Cragma.

2- Obtener el contenedor de corazón.



El jefe Cragma (Señor de la lava).

El coloso de piedra llamado Cragma tiene un enorme ojo que podrás ver, pero no podrás tocar… al menos por ahora. Para poder hacer que esté a nuestro alcance tendremos que utilizar las ventajas que nos puedan ofrecer las vagonetas de la mina y las vías que rodean al bicharraco (Con algo de ingenio, claro).

El ataque principal de Cragma consistirá en lanzar puñetazos al suelo con el objetivo claro de dejarte estampado en él, así que tendrás que esquivarlos a la vez que tendrás que evitar las piedras que se irán desprendiendo por el efecto de los mismos puñetazos. Las piedras que se irán cayendo pueden contener flechas y trozos de corazón para que te vayas reponiendo poco a poco así que tienes que permanecer atento. Puedes esquivar los ataques rodando hacia la derecha o hacia la izquierda en cuanto veas que eleva el puño. Así que en cuanto veas que se prepara para atacar prepárate tú también para rodar, a la vez tendrás que permanecer atento a unos puntos blancos brillantes que aparecerán por el torso de Cragma en cuanto eleve el brazo con intenciones malsanas. Podrás alcanzar los puntos con las flechas, lo que lejos de solucionar el conflicto provocará que se enfade todavía más, elevando los dos brazos para lanzar un puñetazo al suelo con un extra de mosqueo.



Al lanzarte este ataque provocará que se desprenda una roca de la parte superior, pues ahora vas a tener que engañar a Cragma para que termine golpeando a esta roca con los siguientes ataques. Par ello nos tendremos que quedar cerca de la roca y permanecer preparados para salir de allí pitando en el último segundo antes de que nos logre alcanzar. Cuando hayas logrado tus propósitos verás que de los restos destacará un disco de piedra entre los cascotes.

Pues recoge el disco y dirígete hacia la parte este de la zona. Una vez allí lo tienes que lanzar al surtidor de lava que hay al lado de la vagoneta de la mina. Cuando lo hayamos logrado tendremos el camino despejado para poder saltar y llegar hasta el interior de la vagoneta, es importante antes de que lo hagas que te asegures de llevar el carcaj lleno hasta los bordes de flechas, las vamos a necesitar todas en la segunda parte de este enfrentamiento.

Según la vagoneta vaya rodeando a Cragma, pues te equipas con el arco y le vas disparando a los puntos blancos relucientes según los vayas teniendo al alcance. Los podrás ver en la espalda de Cragma y en las palmas de sus manos. Cuando los hayas alcanzado harás que la vagoneta ascienda a una altura superior.

Pues nada, en cuanto llegues a la parte alta de las vías estarás al mismo nivel al que se encuentra el ojo gigante de Cragma, tanto rollo y ya se nos había olvidado el objetivo principal… Así que lánzale unas flechas (esperemos que te queden algunas a estas alturas), alcanza el ojo y verás como Cragma caerá hasta quedar a una altura mucho más manejable para nosotros.

Cuando esto suceda terminará de repente nuestro viaje en vagoneta, nos aproximaremos al cabezón de Cragma y lo pondremos fino. Pero esto no es todo, no cantes victoria tan rápido amigo, porque tendremos que repetir este proceso enterito al menos una vez más, solo nos queda desearte buena puntería, paciencia, y estar siempre atento para tener el carcaj lleno de flechas. Así que insiste y métete dentro de la vagoneta para que se entere de con quién se la juega.
Cuando finalmente hayas eliminado a Cragma, abres el cofre y recoges el novena contenedor de corazón.






Capítulos
piso 5 del templo del mar
por maytoo
como se saca la caja de cambios, y el silvato
por javichulega
Guia incompleta
por juako87
Pista 13 y 14
por mokismm
comoooooooooooooooooooooo
por narutoylink
Pregunta lo que no sepas o responde como experto
Si quieres saber los secretos de The Legend Of Zelda: Spirit Tracks o eres un fiera en este juego, no dudes en entrar y plantear tu pregunta o ayudar a los demás siendo un experto del juego te dara puntos extra.

Guias recomendadas